Una nueva ley permitirá a las alemanas conocer salario de sus compañeros varones

María Sonsoles Jiménez González

Alemania es el segundo país en poner fin por ley a la brecha salarial entre hombres y mujeres. A partir de ahora cualquier trabajador podrás solicitar datos del sueldo de sus compañeros para comprobar que no hay diferencia.

Noticia Detalle

La medida intenta ser un paso definitivo para acabar con la brecha salarial en Alemania. Desde este sábado las trabajadoras del país pueden conocer el salario de los compañeros varones que realicen el mismo trabajo. Y no solo conocerlo, también podrán reclamar judicialmente la equiparación salarial en caso de encontrar diferencias.

Se aplica así una de las principales herramientas de la ley de transparencia salarial, que pretende poner fin a una realidad: en Alemania las mujeres cobran de media casi un 22% menos que los hombres por realizar el mismo trabajo.

Condiciones de aplicación

Sin embargo, la medida no afecta a todo el tejido productivo del país. La nueva ley se aplicará solo en empresas de más de 200 trabajadores. En ese caso, cualquier persona, hombre o mujer, podrá solicitar información del sueldo de otros empleados. No se ofrecerán datos personales de empleados concretos, pero sí la mensualidad bruta de al menos otros cinco trabajadores del sexo opuesto que realicen el mismo tipo de trabajo.

En el caso de empresas con más de 500 empleados, tendrán que analizar periódicamente su estructura salarial y el cumplimiento de la paridad en los sueldos. Además, deberán plasmarlo en documentación accesible para todos los empleados.

Una de las mayores brechas salariales en Europa

Según datos del Ministerio de Asuntos Sociales alemán, las mujeres del país cobran de media un 21,6% menos que los hombres. Incluso en puestos de cualificación hay diferencias notables, alrededor de un 6%.

La brecha es la tercera más alta de Europa. Por encima solo se encuentran Estonia, donde las mujeres perciben un 28,3 por ciento menos de sueldo bruto que los hombres, y Austria, donde la diferencia roza el 23%.

Tras los pasos de Islandia

Es la segunda norma de estas características que entra en vigor en Europa en lo que llevamos de año. El día 1 comenzaba a aplicarse en Islandia una ley por la que empresas e instituciones con más de 25 empleados están obligadas a ofrecer el mismo salario a hombres y mujeres por el mismo trabajo. Se convertía, así, en el primer país en poner fin a la brecha salarial por ley.

© Castilla-La Mancha Media 2018

Aviso legal - Política de Cookies - Política de Privacidad