• Lunes 16 de Mayo de 2022

El primer exoesqueleto infantil ayudará a rehabilitar a más de 300 niños en Guadalajara

Hoy ha tenido lugar la presentación del exoesqueleto ‘Atlas 2030’ de la Fundación Nipace en la ciudad de Guadalajara.

Este nuevo exoesqueleto, que se empleará para la rehabilitación de más de 300 niños que son atendidos en las instalaciones de esta fundación, está diseñado para ayudar a caminar a menores afectados por atrofia muscular espinal y parálisis cerebral gracias a un innovador sistema que puede “leer” y anticipar la intención de movimiento del pequeño.

Se trata de un robot, un esqueleto mecánico, de 103.000 euros, que adivina la intención de movimiento que tiene el niño. Desde el gobierno regional señalan que habrá más aparatos de este tipo en Castilla-La Mancha.

El exoesqueleto también ofrece la posibilidad de realizar una terapia muscular integral a través de un patrón de marcha creado específicamente para cada niño.

Cómo funciona el exoesqueleto

Pedro es uno de los muchos niños que podrán beneficiarse de este exoesqueleto en sus sesiones de rehabilitación. Tiene 6 años y ha sido el usuario de Nipace en utilizar el primer exoesqueleto infantil del mundo. Una experiencia única para él. Alba, de 5 años, también ha podido ponerse de pie y caminar por sí misma bajo la atenta mirada de su madre que sabe muy bien lo que supone.

Este innovador sistema se adapta a las piernas y al tronco del pequeño y logra interpretar la intención de movimiento al caminar. Está indicado para la recuperación de niños de entre cuatro y 10 años.

Nipace es el primer centro de España en incorporar este dispositivo a sus terapias pero se hará extensible a los miles de niños con parálisis cerebral para que, gracias a él, puedan mejorar la rehabilitación.

Una libertad de movimiento que ya pueden experimentar los más de 300 niños que reciben terapia en estas instalaciones de Guadalajara.

EFE

 

 

Temas

© Castilla-La Mancha Media 2022

Aviso legal - Política de Cookies - Política de Privacidad