Un juzgado de Albacete considera que Ayuntamiento no vigiló la salud de los policías tras el motín de temporeros

La Fiscalía Provincial de Albacete ha incoado diligencias de investigación para esclarecer si después de que las autoridades sanitarias recomendaran la \

El Juzgado de lo Social número 3 de Albacete ha estimado parcialmente una demanda presentada por el Sindicato Profesional de Policías Locales de Castilla-La Mancha contra el Ayuntamiento de la capital en la que considera que no cumplió con su deber de proteger el derecho fundamental a la integridad física de una veintena de agentes de Policía Local que participaron el 19 de julio en el episodio en el que decenas de trabajadores temporeros de un asentamiento de la ciudad abandonaron su cuarentena en señal de protesta y recorrieron varias calles del municipio.

En la sentencia, recogida por Europa Press, el juzgado da por probado que en la mañana del 19 de julio de 2020, como consecuencia de la detección de casos positivos por COVID-19 entre 400 temporeros con asentamiento en la Carretera de las Peñas, se envió a agentes de Policía Local, produciéndose una serie de disturbios al romper más de cien temporeros el cordón de vigilancia policial, cortando carreteras y calles.
Debido a estos desórdenes, prácticamente todo el turno diario de servicio de Policía Local tuvo que intervenir para tratar de garantizar la seguridad de los ciudadanos, junto con Policía Nacional. Los agentes intervinientes tuvieron un contacto estrecho con los temporeros, muchos de los cuales no llevaban ni mascarillas ni ningún tipo de protección.

Por parte de los temporeros se procedió a escupir a los agentes, al grito de “si yo estoy contagiado, tú y tu mujercita también”, según considera probado la sentencia. En el dispositivo, en distintos momentos, participaron unos 20 agentes de Policía Local.
Este hecho fue puesto en conocimiento del Servicio de Prevención de Riesgos Laborales del Ayuntamiento de Albacete por parte del Delegado de Prevención a primera hora de la mañana del lunes día 20 de julio solicitando que se realizaran las pruebas PCR pertinentes de detección del COVID a los agentes intervinientes.

En todo caso, no se decidió ningún aislamiento preventivo. El 19 de julio, los temporeros fueron trasladados a otras dependencias, en este caso, a las instalaciones de la Institución Ferial de Albacete IFAB, donde también otros trabajadores municipales estuvieron en contacto estrecho con los temporeros, a la vez que la información trasladada por los medios de comunicación es que los casos positivos iban en aumento.

PCR tres días después

Tras realizar medio millar de pruebas PCR a los temporeros, no hubo información por parte del Ayuntamiento en cuanto a sus trabajadores, y no fue hasta el día 22 de julio cuando se puso en marcha la realización de pruebas PCR a los policías.

A pesar de las indicaciones de la delegada de Sanidad, el servicio de prevención del Ayuntamiento no se puso en contacto con los agentes intervinientes ni para aislarlos ni valorarlos, ni les fueron realizadas prueba PCR.

Pocos días después, los agentes intervinientes en contacto estrecho con los temporeros, de los cuales muchos de ellos dieron positivo en COVID y otros son contactos estrechos de éstos, a pesar de haber comunicado la incidencia, desde el día 19 de julio de 2020 no fueron aislados en ningún momento y estuvieron trabajando junto al resto de la plantilla, y realizando su vida normal con sus familiares y contactos sociales.

A partir del 18 de agosto de 2020, un mes después de lo ocurrido, la empresa de prevención de riesgos se empezó a poner en contacto telefónico con los integrantes del dispositivo del 19 de julio para darles cita para hacerles el test rápido de detección de anticuerpos coronavirus.

Los agentes que participaron en el dispositivo del día 19 de julio, estuvieron sin valorar para su posible aislamiento, y sin realizarles ninguna prueba de detección del virus a pesar de ser contactos estrechos, tiempo éste en el que continuaron prestando servicios en los turnos que le correspondían.

Más disturbios

Sin que se hubiera resuelto la incidencia del día 19 de julio, en la mañana del día 5 de agosto, se vuelven a producir nuevos disturbios, en este caso en el IFAB, hechos públicos y notorios por las noticias ofrecidas por los medios de comunicación.

Ese mismo día y de forma inmediata por parte del Delegado de Prevención se registró escrito al Servicio de Prevención de Riesgos Laborales, poniendo en conocimiento los hechos. Algunos de los agentes intervinientes ese día habían estado en contacto estrecho y habían recibido escupitajos y agua lanzada por la boca de los temporeros durante el motín, y ante la gran preocupación y dado que durante el día no recibieron ningún contacto, ni ninguna indicación por parte de los Servicios de Prevención ni de Vigilancia de la Salud del Ayuntamiento, decidieron a título particular contactar con su médico del Servicio Público de Salud, los cuales les indican que se quedaran en el aislamiento de forma inmediata y que al día siguiente les harían la prueba PCR.

Hasta el día 7 de agosto de 2021 nadie contacta con los agentes afectados, y solo es cuando cuatro de ellos comunican que se encuentran aislados por el servicio publico de salud, cuando la empresa de prevención de riesgos se pone en contacto con estos cuatro agentes, pero no con el resto, y les indica que deberán realizar obligatoriamente cuarentena domiciliario durante 14 días, contados desde el día 5 de agosto de 2020.

© Castilla-La Mancha Media 2021

Aviso legal - Política de Cookies - Política de Privacidad