El Gobierno aprueba 20.000 millones en avales para dar liquidez a empresas

El Gobierno ha aprobado este martes la puesta en marcha de un primer tramo de avales de 20.000 millones de euros para garantizar la liquidez de las empresas más afectadas por la crisis del coronavirus, y la mitad de ese importe servirá para garantizar nuevos préstamos a pymes y autónomos.

La garantía del Estado cubre, en el caso de autónomos y pymes, el 80 % de los nuevos préstamos y renovaciones de financiación, según ha explicado la ministra de Hacienda y portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros.

Para el resto de empresas, ha detallado, el Estado garantiza el 70 % de la nueva financiación concedida por los bancos y el 60 % de las operaciones de renovación, esto es la renovación de líneas de liquidez y no la refinanciación de préstamos del pasado.

Podrán solicitar los avales públicos las empresas y autónomos afectados por los efectos económicos del coronavirus, siempre que a cierre de 2019 no estuvieran considerados morosos o hayan entrado este año en un procedimiento concursal.

Los avales tendrán carácter retroactivo y podrán solicitarse para las operaciones formalizadas con posterioridad a la entrada en vigor del real decreto-ley de medidas extraordinarias, que se produjo el pasado día 18 de marzo.

Las empresas y autónomos interesados podrán solicitar la garantía para sus operaciones hasta el 30 de septiembre de 2020 y para ello deberán dirigirse a las entidades financieras con las que el ICO haya suscrito los correspondientes acuerdos de colaboración.

El coste del aval, de entre 20 y 120 puntos básicos, será asumido por las entidades financieras, gracias a esa garantía se da por hecho que la banca estará más dispuesta a financiar al compartir el riesgo.

En cuanto al tipo de interés aplicado, las entidades financieras se comprometen a mantener los costes de los nuevos préstamos y de las renovaciones que se beneficien de estos avales en línea con los intereses que aplicaba antes del inicio de la crisis del COVID-19.

También asumen el compromiso de mantener, al menos hasta el 30 de septiembre de 2020, los límites de las líneas de circulante concedidas a todos los clientes y, en particular, a aquellos clientes cuyos préstamos resulten avalados.

A pesar de que la banca no tiene ningún problema para conceder financiación en estos momentos, la importancia de los avales está en que facilita la operación y permite que ante la actual parálisis económica autónomos, pymes y empresas obtengan liquidez para el pago de salarios, facturas, circulante u otras necesidades de liquidez, incluyendo vencimientos de obligaciones financieras o tributarias.

El aval emitido tendrá una vigencia igual al plazo del préstamo concedido, con un plazo máximo de cinco años.

El Gobierno pide al Congreso prorrogar el Estado de Alarma

También en el consejo de ministros de este martes 24 de marzo, el Ejecutivo ha elevado al Congreso la petición de prórroga, hasta la medianoche del 11 de abril, del actual Estado de Alarma para hacer frente al Covid-19. Está previsto que el pleno del Congreso lo debata y vote mañana miércoles. Si la votación es afirmativa, un consejo de ministros extraordinario que tendrá lugar el próximo viernes decretará la ampliación del mismo.

 

Nuevas medidas para las residencias de ancianos

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, ha destacado que se han dictado después dos órdenes ministeriales “de obligado cumplimento” para quienes tienen la competencia en esta materia “que son las comunidades autónomas”.

Asimismo, Illa ha apuntado que la primera orden se dictó el 19 de marzo, pero que en vista de la evolución de la epidemia, se ha dictado una nueva orden este martes, a propuesta del vicepresidente de Asuntos Sociales y Agenda 2030, Pablo Iglesias.

Esta nueva orden, más estricta aún que la anterior, establece medidas de intervención en aquellas residencias que no cumplan los requisitos, y somete a todas las residencias a la autoridad pública de cada comunidad autónoma“, ha señalado, para después añadir que también establece unas medidas estrictas de inspección sanitaria y mecanismos de información puntual para el Gobierno.

 

Además, Illa ha anunciado la creación de un grupo especial de seguimiento sobre la situación de las residencias y centros de mayores en el marco de la crisis provocada por la pandemia del coronavirus y después de que las Fuerzas Armadas hayan detectado algunas personas fallecidas conviviendo con residentes de varios centros.

 

AGENCIAS

© Castilla-La Mancha Media 2020

Aviso legal - Política de Cookies - Política de Privacidad