Desaparecen centenares de crucifijos de cementerios de la provincia de Guadalajara

Y aquí en la región, aumentan los robos de lápidas en cementerios de la provincia de Guadalajara. Crucifijos de bronce y cobre han sido sustraídos de las tumbas de seis campo santos en las últimas semanas. Los crucifijos robados podrían venderse de forma ilegal, para luego ser fundidos.

Esta semana, al menos seis pueblos de Guadalajara han recibido la visita de los ladrones que se han llevado centenares de crucifijos fijados a las lápidas. En Tórtola, Centenera, Fontanar, Peñalver, Budia y Fuentelahiguera de Albatages no salen de su asombro.

Entraron de noche, aprovechando la falta de luz y que el cementerio está a las afueras del pueblo.

Al parecer con una barra de hierro, hicieron palanca para hacer saltar la figura del crucificado. En este cementerio de Tórtola se han llevado más de 70.

El obispado, propietario del cementerio, ya ha interpuesto una denuncia conjunta ante la Guardia Civil. El valor económico es pequeño, pero el daño moral es impagable.

Al menos son seis los municipios que han sufrido este ultraje en las lápidas de sus cementerios.  Se calcula que han podido ser más de 500 los crucifijos robados en todos estos pueblos.

© Castilla-La Mancha Media 2019

Aviso legal - Política de Cookies - Política de Privacidad