El parlamento británico contra Johnson: habrá debate para impedir un Brexit duro

Boris Johnson ha perdido una importante batalla en el Parlamento británico. La Cámara ha forzado un debate sobre una moción para impedir un Brexit duro.

La Cámara de los Comunes se rebeló este martes contra el primer ministro británico, el conservador Boris Johnson, al aprobar que se comience a tramitar una ley que impida una salida sin acuerdo de la Unión Europea (UE).

Por 328 votos a favor y 301 en contra, los diputados arrebataron al Gobierno el control de la agenda parlamentaria para debatir a partir de este miércoles, por un procedimiento de urgencia, una legislación que fuerce a Johnson a solicitar una prórroga del “brexit” si no se alcanza un pacto antes del 31 de octubre.

Johnson convocará elecciones si el Parlamento veta un “brexit” duro

El primer ministro británico, el conservador Boris Johnson, anunció que presentará una moción para que el Parlamento decida si se convocan elecciones generales anticipadas en caso de que se apruebe una ley que vete un “brexit” duro.

“Yo no quiero unas elecciones, pero si los diputados votan este miércoles para forzar otro retraso inútil del ‘brexit’, entonces ese será el único modo de resolver esto”, afirmó Johnson después de que los diputados arrebataran al Gobierno el control de la agenda parlamentaria.

Giro de los acontecimientos en Gran Bretaña. El Parlamento británico ha aprobado una moción que se debe debatir hoy para evitar un Brexit duro y pedir una prórroga a la Unión Europea si no hay acuerdo.

No obstante, Boris Johnson necesita el apoyo de dos tercios de la Cámara para adelantar los comicios y su margen de actuación se ha visto reducido al perder, esta misma tarde, la mayoría absoluta, tras la deserción de uno de los diputados conservadores.

El diputado tránsfuga

La sorpresa se produjo cuando un diputado conservador, Philip Lee, se pasó a las filas de los liberales democráticas haciendo que Boris Johnson pierda su mayoría en la cámara.

El Gobierno de Boris Johnson pierde la mayoría en la Cámara de los Comunes tras la deserción de un diputado a las filas del Partido Liberal Demócrata en pleno debate parlamentario, un cambio simbólico que amenaza la estabilidad del Ejecutivo en una semana clave para el futuro inmediato de Reino Unido.

El gesto que ha terminado de inclinar la balanza lo ha protagonizado Philip Lee, un antiguo secretario de Justicia ‘tory’ que votó a favor de la permanencia de Reino Unido en la UE en el referéndum de 2016. En pleno discurso de Johnson, y ante el estupor de los diputados, ha cruzado la sala para sentarse junto a los liberaldemócratas.

En un comunicado publicado inmediatamente después ha explicado que lo hacía como protesta por la supuesta intención del Gobierno de “perseguir de forma agresiva un Brexit dañino sin principio alguno”. A su juicio, Johnson “está poniendo en peligro las vidas y los hogares innecesariamente y arriesgando sin motivo la integridad de Reino Unido”, ha alegado.

“En términos más generales, está perjudicando la economía, la democracia y el papel de nuestro país en el mundo. Utiliza la manipulación política, el acoso y las mentiras. Y hace todo esto de forma deliberada e intencionada”, ha añadido Lee en su contundente nota.

“El partido al que me uní en 1992 no es el partido del que me voy hoy”, ha explicado este diputado, que desde 2010 ocupa un escaño en representación de la circunscripción de Bracknell. Lee considera que el Partido Liberal Demócrata es ahora “el mejor colocado para construir la fuerza unificadora e inspiradora que hace falta” y para dejar “un país y un mundo mejor para las próximas generaciones”.

Sin mayoría oficial

Con esta deserción, el Gobierno se ha quedado con solo 319 diputados –309 del Partido Conservador y diez del Partido Unionista Democrático (DUP)–, uno por debajo de los 320 que sumarían las formaciones de la oposición. El Ejecutivo de Johnson vería por tanto reducido su margen de maniobra si se constituye un bloque opositor claro frente a sus planes sobre el Brexit.

El Gobierno ya estaba ‘de facto’ sin mayoría, puesto que Lee ya se había salido de la línea oficial en varias ocasiones –según la cadena BBC–, aunque el líder opositor, Jeremy Corbyn, ha utilizado la deserción como argumento político contra Johnson, a quien ha advertido de que su Ejecutivo “no tiene mandato, no tiene moral y, desde hoy, no tiene mayoría”.

 

EUROPA PRESS/EFE

© Castilla-La Mancha Media 2019

Aviso legal - Política de Cookies - Política de Privacidad