Comunicarse a través de la mirada: la historia de la oliera Gema y la bonaerense Yael

Gema y Yael son dos niñas con muchas cosas en común pero viven en lados opuestos del mundo. La primera vive en Olías del Rey (Toledo) y su amiga en Buenos Aires (Argentina). Ambas chicas tienen parálisis cerebral y la tecnología ha cambiado sus vidas, ahora pueden comunicarse a través de la mirada.

A través de un sistema que permite controlar de forma precisa un ordenador mediante el movimiento de los ojos, mantienen su amistad vía Skype más allá del Atlántico.

La empresa Irisbond creó una tecnología que permite controlar un ordenador a través del movimiento de los ojos. Esta aplicación pensada, principalmente, para personas con discapacidad, sobre todo, de movilidad reducida es lo que ha unido a Gema y Yael.

Gema no puede hablar y, hasta hace poco, había que interpretar lo que quería. Ahora, ha recuperado su voz gracias a sus pupilas. Fue la primer niña del mundo con parálisis cerebral en usar el sistema de Irisbond.

“Jamás hemos podido saber, antes de llegar Irisbond, sus sentimientos, sus opiniones”, explica Ruth Galán, sobre su hija Gema.

Yael vio a Gema en televisión y también quiso probar esta tecnología. Ahora, son amigas y hablan sobre todo lo que se les ocurre. Esta tecnología les permite comunicarse con la mirada.

También en Buenos Aires, con Yael, está el director de la empresa que hace todo esto posible, Eduardo Jauregui.

“A través de un dispositivo que ‘trackea‘ la pupila, permitimos controlar, con total precisión, un ordenador, una tablet. Y, por consiguiente, con aplicaciones alternativas conseguimos whatsappear o hablar o navegar por Internet con la mirada“, explica Jauregui.

Comunicación alternativa que fabrica palabras y cambia vidas. Esta tecnología consigue la libertad que no le dan sus piernas. Y, más allá de las barreras arquitectónicas, han conseguido romper la barrera de la comunicación.

© Castilla-La Mancha Media 2019

Aviso legal - Política de Cookies - Política de Privacidad