El jurado declara culpable al acusado de asesinar a una mujer en Caudete

Sara Santos Beato

El jurado popular que ha juzgado en Albacete a R.A.L.V., acusado de matar a una mujer de 55 años en el Hogar del Jubilado del municipio de Caudete (Albacete) en mayo del año pasado, lo ha declarado culpable de asesinato.

En el veredicto, el jurado popular ha considerado también que el procesado es culpable de un delito de atentado y lesiones contra los agentes de la Guardia Civil que trataron de impedir que cometiera los hechos.

En el juicio oral, el fiscal ha pedido una pena de 21,5 años de cárcel, 17 años y medio por el delito de asesinato y los cuatro restantes por la agresión a los agentes, con un delito de lesiones y otro de desobediencia.

La víctima, A.M.L.B., de 55 años, era la hija de una amiga de la pareja del procesado, que recomendó a esta denunciarle tras conocer que la había agredido.

El jurado cree que ha quedado probado que el acusado, en prisión provisional desde pocos días después de que ocurrieran los hechos, mantuvo una discusión con su pareja sentimental, en el domicilio donde vivían en Caudete y la agredió.

Entonces, llegó al domicilio de la pareja E.B.P., que era la madre de la víctima y amiga de la pareja del acusado.

Al ver a su amiga muy nerviosa, y puesto que no era la primera vez que era agredida por el acusado, ella le recriminó su actitud al agresor y le dijo a la mujer que fueran a denunciar los hechos a la Guardia Civil, lo que enfureció al acusado.

Mientras el acusado estaba todavía en su domicilio, llegó el hermano de la víctima, que también le recriminó su actitud. Entonces, el acusado, "con ánimo de vengarse", abandonó el domicilio, después de coger un puñal que guardó en su pantalón.

El juicio ha durado una semana

Puso de manifiesto su intención de matar a E.B.P "por haberse inmiscuido en su relación de pareja". Acudió en varias ocasiones portando dicho cuchillo al domicilio de ésta, también Caudete, pero la misma se había escondido en casa de una amiga.

Así, y al no poder localizarla, "decidió vengarse en la persona de su hija, A.M.L.B.", ya que sabía además que la Guardia Civil lo estaba buscando porque ya habían interpuesto una denuncia por violencia machista contra él.

Fue al Hogar del Jubilado, donde sabía que trabajaba, sobre las 16.20 horas, portando el cuchillo que se había llevado de su domicilio. Se introdujo en el interior de la cafetería y una vez dentro procedió a quitarle la funda, con ánimo de acabar con la vida de A.M.L.B. Persiguió a la víctima hasta que la acorraló y le asesto dos puñaladas.

Temas

¿Desea recibir alertas con las últimas noticias?