Page aboga por medidas de consenso en la conferencia de presidentes como el uso generalizado de mascarilla

Elena Garcia Fermosel

El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, aboga porque se vuelva a generalizar el uso de la mascarilla en la reunión de presidentes autonómicos del próximo miércoles para analizar el aumento de incidencia por la sexta ola y también plantea que se reflexione sobre la celebración de eventos multitudinarios "sobre todo los vinculados al no uso de mascarilla".

"Hay que hacer una llamada a la responsabilidad y la reunión del miércoles tiene que ser útil para que la gente se aclare y muy concreta con decisiones claras y sencillas", ha dicho el presidente regional, quien ha hecho un llamamiento a la prudencia y la serenidad.

García-Page confía en que "evitar ruptura económica" y que prefiere "una unidad de mensaje y que no sea un guirigay" la reunión del próximo miércoles porque "no puede ser que haya que hacer un máster" para cumplir las medidas en las distintas comunidades autónomas.

El 50 % de los niños los niños de 9-11 años ya están vacunados

El presidente de Castilla-La Mancha ha avanzado que el cincuenta por ciento de los nuños de 9 a 11 años ya están vacunados y que la cifra llegará "al cien por cien" en las próximas semanas.

"Estamos infinitamente preparados para afrontar el virus porque hay inmunidad generalizada".

De hecho, ha considerado que "la gran vacunación es lo que va a permitir" que no se tenga que declarar en España nuevamente el estado de alarma o ir al estado de excepción, ya que ha asegurado que la administración de la vacuna es lo que está permitiendo que el país tenga "datos muy distintos" de los registrados hace un año.

Por todo ello, el presidente castellanomanchego ha querido trasladar un mensaje de prudencia, porque "hay que tenerla siempre, con covid o sin ella, pero ahora más", pero también de serenidad, toda vez que "la situación de hoy no es para nada comparable con la de hace un año", como por ejemplo se refleja en la ocupación de camas en los hospitales.

"No quiere decir que bajemos la guardia, porque hay transmisibilidad, pero hay que intentar evitar una ruptura económica", ha señalado García-Page

Castilla-La Mancha no prevé de momento ninguna restricción adicional en las residencias

El Gobierno de Castilla-La Mancha no prevé de momento implantar en las residencias de mayores ninguna restricción más allá de que hay dispuestas ahora, porque la incidencia hospitalaria del coronavirus "no es alarmante", según ha asegurado la consejera de Bienestar Social, Bárbara García Torijano.

La consejera ha respondido a preguntas sobre este tema en una rueda de prensa, donde ha explicado que en la actualidad hay 40 residentes con coronavirus, pero ningún fallecido, lo que a su entender pone de manifiesto que la tercera dosis de la vacuna de la covid-19 está dando buenos resultados.

Por el momento, ha asegurado García Torijano, la situación en las residencias de Castilla-La Mancha en esta ola está controlada y la dosis de refuerzo de la vacuna está teniendo buenos resultados en el sentido de que, aunque haya contagios, no tienen la incidencia en la salud que se ha visto en olas anteriores.

Temas

¿Desea recibir alertas con las últimas noticias?