El Gobierno rectifica y afirma estar dispuesto a la mesa de diálogo antes de las elecciones catalanas

presupuestos catalanes

Sara Santos Beato

El Gobierno dice ahora estar dispuesto a que la mesa de diálogo con la Generalitat se constituya antes de las elecciones catalanas, cuando este mediodía hablaba de posponerla hasta que se celebren dichos comicios y haya nuevo Govern.

En un mensaje remitido a los medios esta tarde, Moncloa lamenta que en esta jornada se haya puesto en duda su voluntad de diálogo y su compromiso de cumplir con los acuerdos pactados por lo que, "para descartar cualquier duda", subraya su disposición a que se celebre la mesa.

No obstante considera que dado el horizonte electoral decidido por el presidente de la Generalitat, Quim Torra, "no se dan las mejores circunstancias para iniciar el diálogo entre gobiernos".

Reunión de Sánchez y Rufián

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el portavoz de ERC, Gabriel Rufián, han abordado durante una hora en el palacio de la Moncloa la necesidad de formar la mesa entre gobiernos que el PSOE y el partido independentista pactaron para facilitar la investidura.

Fuentes conocedoras de la negociación de la reunión que ha habido en la Moncloa este jueves han informado a Efe sobre esta entrevista, tras lo cual el Gobierno ha subrayado su disposición de constituir esta mesa.

Las citadas fuentes han indicado que durante la entrevista se ha planteado la negativa de la formación republicana a apoyar el proyecto presupuestario del Gobierno si la mesa no se constituía antes.

Reunión con Torra el 6 de febrero

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, mantiene su voluntad de entrevistarse con el president de la Generalitat, Quim Torra, el 6 de febrero en Barcelona. El Ejecutivo considera que el anuncio de adelanto electoral hecho por Torra --vinculado a que se aprueben primero los Presupuestos de la comunidad-- "no impide la necesaria relación entre administraciones para resolver los problemas urgentes de la sociedad catalana", como son por ejemplo las consecuencias de la borrasca Gloria, y justifica por este motivo el mantenimiento del encuentro anunciado con Torra.

Lo que va a posponer Sánchez, avanza el comunicado del Palacio de la Moncloa, es el inicio del "proceso de diálogo con las instituciones catalanas para resolver el conflicto político". "El Gobierno espera poder iniciar dicho diálogo en cuanto haya hablado el pueblo catalán y se constituya el nuevo Parlament, así como el nuevo Govern", señala Moncloa, que desliza: "cuanto antes se celebren las elecciones y haya nuevo Govern, antes iniciaremos el diálogo".

Si en un primer momento el desplazamiento de Sánchez a Barcelona se presentó exclusivamente con el objetivo de reunirse con Torra, este jueves Moncloa ha ampliado la agenda del presidente, que se quedará en la Ciudad Condal hasta el día 7.

Y es que Sánchez tiene intención también de encontrarse con la alcaldesa de la ciudad, Ada Colau; y con la presidenta de la Diputación de Barcelona, Nuria Marín.

Temas

¿Desea recibir alertas con las últimas noticias?