La mujer presuntamente asesinada por su pareja en Pozuelo le había denunciado por malos tratos

Pozuelo

Daniel Urda Banegas

El hombre del matrimonio cuyos cadáveres han sido hallados con signos de violencia en su vivienda en Pozuelo de Alarcón (Madrid) tenía una orden de alejamiento sobre la mujer, según han informado fuentes policiales.

La mujer, de origen marroquí y 32 años, le había denunciado por malos tratos a principios de enero y estaban en trámites de separación.

De hecho, hoy estaba fijado el juicio sobre el divorcio. Sobre el marido, de 42 años y también marroquí, pesaba una orden de alejamiento sobre ella, pero no tenía más antecedentes.

Ya no vivían juntos, aunque de momento se desconoce si la mujer contaba con una orden de protección policial.

Todo apunta a que se trata de un caso mortal de violencia de género, el primero este año en la Comunidad de Madrid, el quinto en toda España y el número 1.131 desde el año 2003.

La Delegación del Gobierno contra la Violencia de Género ha publicado esta mañana un tuit informando de que están recabando datos del asesinato de esta mujer como posible víctima machista. El Grupo V de Homicidios de la Policía Nacional está investigando las causas de ambas muertes violentas.

⚠️ Estamos recabando datos del asesinato de una mujer de 32 años en la Comunidad de Madrid por presunta #ViolenciaDeGénero.

Tenían cuatro hijos

Los hechos ocurrieron minutos antes de las 16:30 horas de ayer miércoles, cuando los agentes recibieron llamada en la Sala CIMACC 091 de una vecina de la víctima que había oído una gran bronca en ese domicilio y que luego no sabía nada de la mujer.

Hasta el lugar se desplazaron varias patrullas. El lugar de los hechos se encuentra en una zona céntrica de Pozuelo de Alarcón, cercana al Ayuntamiento y humilde, donde residen muchas personas de origen extranjero. El domicilio está ubicado exactamente en un edificio de tres plantas radicado en la calle del Consejo. En él se localizaron los cuerpos sin vida de un varón y una mujer en la misma habitación.

Los sanitarios del Summa-112 encontraron los cuerpos sin vida de la pareja tirados en el suelo sin posibilidad de reanimación, por lo que confirmaron el fallecimiento. La mujer presentaba heridas de arma blanca en el tórax y en el cuello, mientras que el hombre presentaba también cortes en la muñeca y un navajazo en el tórax.

Por otro lado, psicólogos del Summa atendieron a los cuatro hijos de ambos, que habían llegado del colegio, quienes han quedado a cargo de la hermana de la víctima por los servicios sociales.

A pesar de que la comisión judicial ya ha decretado el levantamiento de los cadáveres, decenas de vecinos continuaban agolpados frente al portal.

Temas

¿Desea recibir alertas con las últimas noticias?