TURISMO CONTRA LA DESPOBLACIÓN

Un empresario toledano apuesta por la compra de pueblos, ¿el próximo será en Castilla-La Mancha?

Quiere rehabilitar un municipio zamorano, hacer un hotel y convertirlo en un destino turístico de ocio y naturaleza

REDACCIÓN CMM

Turismo contra la despoblación, no es una fórmula nueva pero la vuelta de tuerca llega con cuando se convierte un pueblo entero en un complejo turístico. Es lo que ha hecho un constructor toledano que ve en la España Vaciada y el turismo la oportunidad de devolver la vida a zonas despobladas. Ha comprado un pueblo de abandonado de Zamora para colocarlo en el mapa de los destinos rurales.

Quiere rehabilitar todo el municipio, hacer un hotel y convertirlo en un lugar turístico de ocio y naturaleza. Todo dentro del entorno Reserva de la Biosfera "Meseta Ibérica".

Óscar Torres es uno de esos inversores que cree en este mercado inmobiliario de compra-venta de pueblos y aldeas. Hay un portal que desde hace más de una década se dedica a estos menesteres. En España hay más de 3.200 pueblos abandonados, según el Instituto Nacional de Estadística. Más del 70% de ellos están en Galicia, Asturias y Castilla y León.

Torres cuenta CMM que para él ha sido toda una oportunidad que no podía dejar escapar. Su próximo objetivo es hacer algo similar en Castilla-La Mancha.

Donde hay ruinas, Óscar Torres encuentra oportunidades como la que ha visto en el pueblo castellano leonés de Salto de Castro, construido en los años 40 del siglo pasado y abandonado hace más de tres décadas. El constructor toledano lo acaba de comprar por 300.000€ para rehabilitarlo entero. Es un sueño cumplido, ubicado en un parque natural, bien comunicado, a 50 km de Zamora y cercano a Portugal.

Supera las siete hectáreas y tiene una superficie construida con más de 7.000 mil metros cuadrados en edificios que antaño cumplieron diferentes funciones.

Un pueblo zamorano con corazón toledano.

¿Desea recibir alertas con las últimas noticias?