TRIBUNALES TOLEDO

Aplazan a junio el juicio contra el acusado de intentar matar su expareja en Yuncos

La Fiscalía pedía 15 años de prisión para el detenido por intento de asesinato

El juicio se iba a celebrar en la Audiencia Provincial de Toledo

Redacción CMM

La Audiencia Provincial de Toledo tenía previsto juzgar este martes a un  

hombre acusado de intentar asesinar a su expareja clavándole un objeto cortante en el cuello pero finalmente se ha aplazado a junio este juicio. La vista se ha suspendido por la incomparecencia de los dos testigos principales de los hechos como perjudicados en la causa, es decir la víctima y la persona que la auxilió tras la agresión.

La Fiscalía solicita 15 años para el acusado por intento de asesinato, así como otros 5 años de prisión por un delito de lesiones hacia otro individuo que socorrió a la mujer en el momento de la agresión ocurrida el 26 de diciembre de 2019 en una vivienda de la localidad toledana de Yuncos.

Según el escrito de acusación del fiscal, el acusado quería reanudar la relación con su expareja, relación sentimental que había mantenido con la víctima hasta el mismo día que se produjeron los hechos.

En la tarde-noche de ese día, el acusado, junto con dos varones que no han sido identificados, se presentó en la vivienda en la que residía la mujer, donde comenzaron una discusión por la pretensión del hombre de reanudar la relación sentimental.

Clavó en el cuello un objeto punzante a la víctima

Mientras discutían, el hombre cogió un objeto cortante, que pudo ser un plato o un espejo rotos, y se lo clavó en el cuello a la mujer a la vez que le gritaba: “puta, ahora sí que te voy a matar, te lo mereces, te lo mereces”.

Estaba en la casa en ese momento, acostado en un colchón y durmiendo o adormilado otra persona, un hombre, que se percató del ataque al oír gritos de la mujer, pero antes de que pudiera reaccionar, el acusado se volvió contra él, le asestó un fuerte golpe en la cabeza y le cortó con ese mismo objeto en el cuello, tras lo cual huyó del lugar.

El testigo de los hechos y también agredido por el acusado, socorrió a la víctima taponando la hemorragia con una manta y pidió ayuda en la vía pública, donde un vecino avisó al 112, que dio aviso a su vez a la Guardia Civil y mandó ambulancias al lugar de la agresión.

La mujer fue trasladada al Hospital Virgen de la Salud, de Toledo, y el fiscal detalla que las heridas que presentaba hubieran "muy probablemente causado su muerte" de no haber recibido asistencia sanitaria y haber sido intervenida quirúrgicamente.

Por su parte, la otra persona resultó con heridas en el cuello y precisó puntos de sutura bajo anestesia local.

El acusado fue detenido por agentes de la Guardia Civil el día después, 27 de diciembre de 2019, y se encuentra todavía en prisión provisional.

Según el fiscal, se acusa al agresor de un delito de asesinato en grado de tentativa contra su expareja y de otro delito de lesiones.

Concurren como agravantes las circunstancias de relación afectiva y de género, en el delito de asesinato, y de alevosía en el de lesiones.

Además de las penas de prisión de quince años por intento de asesinato y cinco años por lesiones, el fiscal pide la prohibición de que el acusado se acerque a las víctimas, durante 25 años en el caso de la mujer y diez en el del hombre; así como indemnizar a su expareja.

El 016 atiende a todas las víctimas de violencia machista las 24 horas del día y en 52 idiomas diferentes, al igual que el correo 016-online@igualdad.gob.es; también se presta atención mediante WhatsApp a través del número 600000016, y los menores pueden dirigirse al teléfono de la Fundación ANAR 900 20 20 10.

En una situación de emergencia, se puede llamar al 112 o a los teléfonos de la Policía Nacional (091) y de la Guardia Civil (062), y en caso de no poder llamar se puede recurrir a la aplicación ALERTCOPS, desde la que se envía una señal de alerta a la Policía con geolocalización

¿Desea recibir alertas con las últimas noticias?