Detenido el presunto culpable que violó y agredió a una joven en Madrid hasta casi acabar con su vida

Imagen de la noticia

Una estudiante estadounidense, de 27 años y que reside en Madrid, era agredida y violada hace dos semanas en el intercambiador de autobuses de Aluche por un hombre que ya ha sido detenido, según han informado fuentes policiales.

Una historia que la víctima, Andrea S., relata en su muro de facebook con todos los detalles de lo que pasaba la madrugada del 9 de diciembre cuando tras salir con un amigo a ver un espectáculo de flamenco, se despidieron y cada uno regresó a su casa por separado, borrachos, según reconoce, pero ella se equivocó de autobús.

Se bajó en la última parada y se quedó en la marquesina a ver cómo podría tomar el camino correcto. A su lado, un hombre que había estado con ella en el autobús le ofreció ayuda. Eran las 4 de la mañana y todo el transporte público había dejado de funcionar. “Necesitaba ayuda y este hombre me aseguró que podía ayudarme a llegar a casa”, señala la joven. “Pero este hombre se volvió violento“, añade.

No sabe exactamente lo que pasó después, pero tan pronto como empezó a darse cuenta de que podía estar en peligro, trató de irse. “Mientras luchaba, él comenzó a golpearme. Estaba gritando y luchando con todo el poder que podía reunir. Traté desesperadamente de alcanzar mi teléfono, pero él gritó en español: ‘Tengo su teléfono, no puede llamar a nadie'”, asegura.

“Estaba segura de que me iba a matar”

Y continúa su relato: “Me golpeó en la cara una y otra vez hasta que ya no pude luchar más. Ya no podía gritar. Apenas podía ver a través de la sangre en mis ojos”.

“Estaba segura de que me iba a matar. Finalmente cerré los ojos. Con la esperanza de que dejara de pegarme, fingí estar muerta. Rezaba para que cuando abriera los ojos se fuera. No sé cuánto tiempo pasó antes de que finalmente abriera los ojos, pero cuando lo hice, él había desaparecido” dice la joven. Y apunta: “Me violó”.

Se levantó y corrió descalza por la calle. Pasaron tres o cuatro coches pero ninguno paró. El siguiente sí se detuvo, y el conductor llamó a una ambulancia mientras trataba de tranquilizarla porque ella estaba “aterrorizada”

La joven denunció los hechos ante la Policía, que la llevó al lugar de los hechos, donde encontraron restos de su sangre y pertenencias, hasta que un día le llamaron para que acudiera a comisaría a identificar a su presunto violador. Este fue detenido el pasado día 12 y cuenta con nueve antecedentes policiales, si bien ninguno por delitos sexuales, según ha informado la Policía.

“Podría haberme matado. En un charco de mi propia sangre, me dejó en la oscuridad, apenas a 20 pasos de una carretera. Por lo que él sabía, yo estaba muerta. Pero sobreviví. Sigo aquí”, relata.

Su historia la cierra con la siguiente advertencia: “Esto es real. Esto sucedió. Sucede y, desafortunadamente, seguirá sucediendo. Pero, por favor, nunca pienses que no te puede pasar”.

© Castilla-La Mancha Media 2019

Aviso legal - Política de Cookies - Política de Privacidad