Guerra en Ucrania, al minuto | Los rusos centran ataques en Donetsk aunque con dificultades

3a78c08031fb704577785970204d8acefde81195w

Daniel Urda Banegas

Ejército ruso ha centrado en las últimas horas sus ataques en la región oriental ucraniana de Donetsk, tras haber conquistado la vecina Lugansk aunque, según Kiev, en algunas poblaciones están sufriendo pérdidas y se ve obligado a retirarse.

Los combates más duros afectan a las ciudades de Sloviansk, muy castigada por los bombardeos rusos, y Kramatorsk donde, según el ejército ucraniano, se están produciendo algunos avances de sus tropas tras causar "pérdidas significativas" al enemigo.

Estos son los últimos datos que ha proporcionado este miércoles el Estado Mayor General de las Fuerzas Armadas de Ucrania en su página de Facebook y que no pueden ser contrastados con una fuente independiente.

Continúan los bombardeos

Las tropas rusas están tratando de mejorar sus posiciones tácticas en el frente de Sloviansk y han bombardeado el área cercana a Krasnopillia y Bohorodychne usando morteros, artillería y cohetes, según este parte, que asegura que algunos territorios han sido minados.

En el frente de Kramatorsk, las fuerzas rusas bombardearon infraestructuras civiles en las áreas alrededor de Siversk y Hryhorivka.

Mientras, las tropas ucranianas infligieron pérdidas significativas a los rusos durante su intento de avanzar en dirección a Verkhniokamianske, Bilohorivka y Hryhorivka, lo que obligó a los ocupantes a retirarse, precisa el parte militar.

Por otra parte, en la región de Járkov, en el noreste del país y cuya capital es la segunda ciudad de Ucrania, los rusos están realizando operaciones en este frente con helicópteros, tanques, morteros y artillería, además de cohetes para disparar en las áreas de los alrededores de poblaciones como Sosnivka, Saltine, Mala Danylivka, Cherkaski Tyshky, Vesele, Kutuzivka, Mospanove, Husarivka, Chepil y Nova.

Mientras, cuatro portamisiles navales rusos de alta precisión permanecen "en espera" en las aguas del Mar Negro, según el Estado Mayor ucraniano.

Moscú ha centrado su estrategia en las últimas semanas en hacerse con el control del Donbás, en el este de Ucrania y con el que comparte fronteras.

El Klemlin pretende con ello controlar un pasillo desde el este de Ucrania hasta el sur, lo que incluye la península de Crimea, que se anexionó en 2014.

Al menos 5 muertos y 21 heridos en Donetsk

Al menos 5 civiles han muertos y otros 21 han resultados heridos en los últimos ataques rusos en la región de Donetsk.

"¡Rusia continúa matando civiles! El 5 de julio, los rusos mataron a cinco residentes civiles de la región de Donetsk: dos en Avdiivka, uno en Sloviansk, uno en Krasnohorivka y uno en Kurakhove", informó este miércoles Pavlo Kyrylenko, jefe de la administración Militar regional en su canal de Telegram.

Kyrylenko agregó que 21 civiles sufrieron heridas como resultado de los ataques rusos.

Según datos provisionales, al menos 570 residentes de la región de Donetsk han muerto desde el comienzo de la invasión militar a gran escala de Rusia en Ucrania, que se inició el pasado 24 de febrero.

Otros 1.494 han sufrido heridas, según datos del Gobierno ucraniano.

Kyrylenko recordó igualmente que sigue siendo imposible determinar el número de víctimas y muertes que se han producido en Mariúpol y Volnovakha, urbes pertenecientes a Donetsk y que han sido ocupadas por los rusos.

EFE

Temas

¿Desea recibir alertas con las últimas noticias?