GANADERÍA

La viruela ovina agrava la producción de queso manchego por falta de leche

El precio de la leche se ha disparado y el del queso manchego también

Ovejas de leche en Cuenca

Ovejas de una explotación ganadera en CuencaCMM

Susana Palomo Gómez

El queso manchego atraviesa uno de sus momentos más difíciles. Hay escasez de leche porque hay menos ganadería, y ahora con los animales que se han sacrificado por la viruela ovina, los queseros miran con incertidumbre al futuro. 

El precio de la leche se ha disparado ante la escasez de producto. Este 2022, se han precipitado las fichas de un efecto dominó, sin precedentes, que afecta a todos los niveles de la industria quesera, partiendo de la propia ganadería.

Escasez de ganaderías y escasez de ovejas que se ha visto agravada con la viruela ovina que recientemente ha afectado a La Alberca de Záncara y Tébar y que, hace dos meses, obligó a sacrificar 27000 cabezas de ganado en Villamayor de Santiago

De esta forma, se ha precipitado otro problema, la falta de leche para hacer el queso. Con más demanda y menos oferta, ese precio de la leche se ha disparado.

Subidas de costes y de precios que no suponen más beneficios ni para ganaderos ni para queseros. Además, el queso, especialmente el manchego, corre el riesgo de subir tanto de precio que acabe siendo para bolsillos exclusivos.

Ahora mismo el litro de leche se ha disparado a los 2 euros. Para los ganaderos la alimentación de las ovejas se ha triplicado. Y por si fuera poco, falta relevo generacional. No hay margen de beneficios. 

¿Desea recibir alertas con las últimas noticias?