Pensión mínima de 600 euros para huérfanos por crímenes de violencia de género

Imagen de la noticia

Todos los hijos de víctimas de violencia machista y de madres asesinadas por cualquier otro tipo de violencia contra la mujer tendrán derecho a partir de hoy a una pensión de orfandad de alrededor de 600 euros, frente a los 140 establecidos hasta ahora.

El Boletín Oficial del Estado (BOE) ha publicado esta ley a la que dio luz verde el pasado 21 de febrero el Pleno del Congreso, tras pasar por el Senado, que mejora estas ayudas y que tiene carácter retroactivo desde 2004, año en el que se aprobó la ley integral contra la violencia de género.

La norma de mejora de la situación de orfandad de las hijas e hijos de víctimas de violencia de género y otras formas de violencia contra la mujer prevé unas mejoras que supondrán una prestación mínima de unos 600 euros para los hijos de víctimas que no hubieran cotizado o no cumplieran los requisitos mínimos (500 días en los últimos 5 años).

Para los huérfanos que sí las perciben, se les aumenta del 52 al 70 % el cálculo de la base reguladora de las madres -y al 118 % si hay más de un beneficiario-, con lo que se asegura que reciban ese mínimo de 600 euros al mes.

Tendrán derecho a las pensiones los hijos de las víctimas que en el momento de la muerte sean menores de 21 años o estén incapacitados para el trabajo, aunque se podrán mantener hasta los 25 años cuando estén estudiando o no tengan recursos.

Durante el debate de la proposición de ley en el Congreso, los representantes de los distintos grupos parlamentarios subrayaron la necesidad de poner en marcha de esta iniciativa, teniendo en cuenta que hasta ahora los familiares de estos huérfanos se tenían que hacer cargo de ellos sin ningún tipo de ayuda del Estado.

 

AGENCIAS | CMM

© Castilla-La Mancha Media 2019

Aviso legal - Política de Cookies - Política de Privacidad